Maria Rodés

30 03 2010

Una forma de hablar

Después del proyecto Oniric, la proyección cada vez mayor de la voz y la guitarra de Maria hicieron que surgiera la idea de afrontar su segundo disco adoptando su propio nombre de manera definitiva, y aliándose con Ricky Falkner para la producción. Su manera de cantar, como un susurro al oído que penetra en el sistema nervioso como un ansiolítico dulce y travieso, seduce sin llamaradas ni opulencia, con una discreción tierna y magnética, como en una fábula infantil sin final feliz, resignada y serena ante el tormento de los demonios interiores. Una maravilla de valor incalculable, frágil, cercana y totalmente cautivadora.

::MENTES-INQUIETAS::


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: